Please turn your phone to vertical position
to visualize correctly the website.

Siete herramientas de belleza que (me) funcionan

En la lista hay dos roller faciales porque cuando todo se complica es justo exigirle a la vida un momento al día en el que las cosas vayan sobre ruedas.

Words by Raquel Fernández Sobrín

Artículo
26 de febrero, 2021

Todos tenemos algo en común cuando nos ponemos frente al espejo. Hidratar la piel, corregir el tono, suavizar líneas de expresión o arrugas, retrasar el envejecimiento. Queremos vernos mejor, esperamos resultados. Por eso compramos, probamos y desechamos. Es la premisa bajo la que funciona toda la industria de la belleza, con sus porcentajes de éxito y sus caras conocidas sumando valor a la promesa de éxito. Son esas promesas, también, las que nos hacen caer en la trampa de las recomendaciones. Antes de adentrarnos en la materia que nos ocupa, una advertencia al lector: cada cuerpo es un mundo y cada persona un universo, y eso implica que lo que “funciona” para mí puede no ser efectivo, práctico o adecuado para ti. Otra cuestión a tener en cuenta es que la que escribe es una persona constante y tenaz (lo sé, a veces yo tampoco me soporto) así que puede que la perseverancia sea requisito indispensable para que estos siete utensilios de belleza funcionen.

 

1.Gua sha

Si no es tu primera vez por aquí puede que ya sepas que aprendí a usarlo tarde, pero de la mano de una experta. Hay dos cosas clave que debes conocer antes de acercarte uno a la cara. La primera, que un masaje facial solo debe hacerse sobre producto (yo lo hago con aceite de almendras o aloe vera). La segunda, que no por mucho presionar se obtienen mejores resultados. Para mí es el paso previo a la limpieza de la mañana y utilizo uno de jade con forma de corazón de la nariz para abajo y uno de cuarzo rosa con el filo dentado en la parte superior de la cara. ¿Por qué? Porque se adaptan mejor a mi estructura ósea.

masaje facial derma roller

2. Derma roller

Si la idea de pasar decenas de microagujas sobre la superficie de tu cara no te resulta demasiado incómoda es una herramienta perfecta para estimular la producción de colágeno de manera natural (léase, sin cosméticos de por medio) y la mejor manera de conseguir que el producto que te apliques después, sea cual sea su principio activo, funcione mejor. Yo sólo lo utilizo en noches alternas (es decir, la noche que no me toca retinol) después de la limpieza. La idea es pasarlo por toda la superficie de la cara, con especial cuidado en la zona del contorno de los ojos.

 

3. Ice Roller

Aunque el frío siempre es bueno para la piel (llamada a aquellos que se lavan la cara con agua caliente), no lo utilizo a diario. Lo reservo para esos días que siguen a noches largas y esos otros que requieren mi mejor cara, como si tuviese miedo de que al utilizarlo a diario fuese a perder efectividad. Todos tenemos nuestras cosas. Gracias a Irina Shayk la esfera facial infusionable ha adquirido mucha popularidad, pero me quedo con el roller. Cuando la vida se complica es justo exigirle un momento del día en el que las cosas vayan sobre ruedas.

4. Muselinas

Me llevó cierto tiempo convencerme de que era posible limpiarse la cara sin productos que adquiriesen la textura de la espuma (con la higiene en mi casa no se juega) y estos pequeños paños fueron de gran ayuda en el proceso. Los utilizo solo por la noche y siempre después de desmaquillarme como segunda limpieza en profundidad.

 

5. Rizador de pestañas eléctrico

Esta es también una cuestión muy personal porque no me atrae la idea de las extensiones de pestañas, de las pestañas postizas, ni de soportar el peso de mucha cantidad de máscara sobre las mías. Con este dispositivo unos segundos tras la aplicación de un producto acondicionador o un poco de aceite de almendras, y listo.

6. Tangle Teezer

¿Tienes la sensación de que se te cae mucho el pelo? Puede que no se te caiga, sino que lo que encuentras en el peine sean las consecuencias de su rotura. Yo sólo me desenredo antes y después de lavármelo (lo sé, no debería hacerlo con el pelo mojado, pero a estas alturas qué duda cabe de que no soy perfecta) y, a juzgar por que queda en él, es más considerado con la integridad física pelo. Otro punto a favor: limpiarlo es facilísimo. Porque limpiar los cepillos es tan importante como utilizarlos.

 

7. Cepillo corporal

Y hablando de objetos con cerdas. Si con todas las referencias a la limpieza te he parecido un poco psicótica, mejor no extenderme mucho en la cuestión de la exfoliación. Digamos que el hecho de que mi madre se duchase con un estropajo me marcó profundamente en mi más tierna infancia. Además de exfoliar, activa la circulación mucho mejor que todas esas cremas y productos anticelulíticos que empiezan a proliferar con la llegada de la primavera. Como requiere pasar unos minutos más en la ducha, hay quien elige utilizarlo por la noche. Yo prefiero empezar el día con la agradable sensación de que todo fluye.

 

Cepillo corporal cerdas naturales exfoliación
BACK TO FEED
Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts Related Posts